“La vela no está allí para iluminarse a sí misma“


La paciencia es un árbol de raíz amarga, pero de frutos muy dulces
La adulación es como la sombra; no os hace más grande ni más pequeños
Siéntate a esperar y verás pasar el cadáver de tu enemigo
La primera vez que me engañes la culpa será tuya; la segunda vez, la culpa será mía
Pasará, sea lo que sea.
La mitad de lo que digo no sirve para nada, pero lo digo para que la otra mitad pueda llegar a ti
Evitemos la filosofía que no ríe, el saber que no hace objeciones y la grandeza que no se inclina ante los niños
Vi a un niño que llevaba una luz. Le pregunté de dónde la había traído. El apagó y me dijo: Dime tú dónde se ha ido
Quien se conoce a sí mismo, conoce a Dios
Si el conocimiento no te arranca tu ego, más te vale la ignorancia.
No vemos las cosas tal como son, sino tal como somos
Avanza despacio y llegaras pronto.
Si no puedes reir de una situación, no la estas entendiendo.
El secreto no está en conocer todas las respuestas, sino en comprender todas las preguntas